NL      FR      EN Museo     Niños     Reservaciones     Visita Online     Historia del chocolate    
DE      ES Cacao & Demás     Recetas     Proyecto     Video
 
Pàgina de inicio
Horas de apertura
    Precios
Cómo encontrarnos ?
Prensa & Medios
Connexiones
Contacto





Noticias

Paises



  Choco-Story on Facebook

Choco-Story
 
Belize Brasil Costa Rica Costa Rica 2 China Cuba Guatemala Grenada Indonesia Japon Malaisia Malaisia 2
Filipinas Mexico 1 Mexico 2 Mexico 3 Mexico 4 Mexico 5 Nicaragua Panama Panama 2 Peru Peru 2 Rep. Dom.
Senegal Tailandia Tikul Tikul 2 Trinidad USA Venezuela Venezuela 2 Venezuela 3 Venezuela 4 Venezuela 5
Vietnam
  Brasil

Este inmenso país (8.547.400 km2 y 183.987.291 de habitantes) es un gran productor de cacao, pero también es la cuna de la planta del mismo nombre.

No podemos olvidar que el cacao fue en un principio un árbol silvestre del Amazonas y que las poblaciones indígenas utilizaron la pulpa del fruto para preparar una bebida suave y refrescante, y emplearon mas tarde el grano para preparar una bebida con cacao.

El cacao del tipo Criollo (granos blancos en el interior) podría proceder de la parte norte del Amazonas y de allí habría partido hacia Venezuela y México.
Por su parte, el Forastero (de color púrpura en el interior) habría partido del sur del Amazonas hacia el resto de Brasil.

La producción total de Brasil ha alcanzado las 300 a 350.000 toneladas en los mejores años.

Actualmente, el volumen ronda las 150.000 toneladas.

La “escoba de bruja” ha provocado un considerable descenso de la producción.
En algunas regiones de Brasil se ha convertido en un mal endémico. El agricultor debe vivir con esta plaga pero, sobre todo, debe combatirla, cosa que no ocurre bien en todas partes.

Muchas de las plantaciones que se han visitado cuentan con árboles antiguos (de 50 a 100 años).
En muchas, estos viejos árboles han sido reemplazados por clones más resistentes, de la variedad Trinitario.
Sin embargo, parece ser que los conocimientos de los agricultores siguen siendo escasos en lo que respecta a la elección de los clones o el modo de combatir la “escoba de bruja”.

En el pasado, los transformadores de los granos otorgaron demasiada importancia a la obtención de la manteca de cacao y no prestaron suficiente atención al sabor que aporta el grano al producto final: el chocolate.

Por ello, en muchos casos, los clones que se han propuesto a los agricultores no tenían en cuenta, o no lo consideraban de forma suficiente, el aspecto del aroma y el gusto, y con frecuencia, ni siquiera se fermentaban.

El Forastero esta reemplazado progresivamente por el Trinitario, una variedad más apta para obtener un buen chocolate.

Existen tres grandes regiones en Brasil dedicadas a la producción de cacao:

  1. El Amazonas: 56.000 toneladas
  2. Bahía: 70.000 toneladas
  3. Espíritu Santo: 10.000 toneladas

La temporada de producción fuerte varía en Brasil según las regiones.

Para-Amazonas: de marzo a diciembre
Bahía: de mayo a enero
Linares: de junio a febrero.

En algunas regiones se puede encontrar también el CUPUACU (theobroma grandiflorum).
De su pulpa se obtiene una deliciosa bebida o confitura.
El grano es más grande y más cuadrado que el grano de cacao.
Permite obtener un chocolate con leche más que aceptable.

La ventaja del cupuacu es que no contiene teobromina y permite producir un chocolate apto para los practicantes de algunas religiones que no autorizan la ingesta de estimulantes (por ejemplo, los mormones).

También se ha podido observar en la región de Linares un cacao cuyas habas son blancas y que se denomina “catongo”.

Su presencia en el sur de Brasil es llamativa. Por lo general, debería tratarse de una introducción tardía de una planta del norte del Amazonas (Criollo).
Pero, si fuera nativa, se trataría de todo un hallazgo, ya que la variedad Criollo de habas blancas procedería del norte del Amazonas.


Los primeros cupuacu del viaje






Las semillas son blancas


Granos secos de cupuacu


Una bebida hecha con la pulpa


Comprando ustensilios usados








Un viagra local






Cacao en las Amazonas








Comprando cosas viejas


Aqui un pilón


I aqui machetes












La hoja del catongo un criollo




Los granos son blancos


A la izquierda un trinitario, a la derecha catongo


La flor del catongo



Theobroma grandiflorum, familia de las Esterculiáceas.

Denominaciones en otras lenguas:

- inglés: cupuassu
- francés: cupuaçu
- portugués: cupuaçu, pupu, pupuaçu

Origen y distribución geográfica

El cupuazú es originario de las regiones sur y sureste de la Amazonia brasileña, de los Estados de Pará y de Maranhao.
Actualmente, lo encontramos cerca de los ríos Tapajos, Xingu, y Guama.

El árbol

El cupuazú pertenece a la familia del cacao (Theobroma cacao) y se le parece mucho.



El cupuazú puede alcanzar los 20 m de altura en la edad adulta, sin embargo, se mantiene entre los 6-8 m para cultivar el fruto.
La copa puede llegar a los 7 m de diámetro. Las hojas oblongas pueden medir hasta 25-35 cm. La inflorescencia lleva de 3 a 5 flores con pétalos purpúreos.

Clima

El cupuazú se cultiva en la zona tropical húmeda (1800 mm de precipitaciones anuales y 23º de temperatura media).
Necesita suelos profundos y muy fértiles.

Temporadas

Las flores se desarrollan en 15 días y la maduración del fruto dura 4 meses después de la fertilización.
Un árbol de 5 años produce de 20 a 30 frutos al año, un árbol adulto produce de 60 a 70 frutos.

El fruto

El fruto posee un gran potencial aromático.
Los frutos tienen una forma oblonga, miden de 12 a 25 cm de largo, de 10 a 12 cm de diámetro y pesan entre 1 y 2 kg.
Cada fruto contiene cerca de 50 semillas cubiertas por una pulpa mucilaginosa.

La baya del cupuazú se compone de la pulpa (46%), la piel (38%) y las semillas (16%). La variedad de cupuazú sin semillas, con más baja productividad, contiene un 67% de pulpa, menos aromática.

Composición nutricional

Por su alto contenido en ácido linoleico, la manteca de las semillas del cupuazú tiene un punto de fusión más bajo que el de la manteca de cacao.

Características organolépticas

La pulpa del fruto es muy rica en aromas. Posee un sabor ácido con un regusto de cacao y un gusto químico que hace pensar en el sabor de un medicamento. La pulpa tiene un aspecto cremoso.

Utilizaciones


La pulpa se utiliza en la fabricación de jugos, helados, licores, vinos y mermeladas.
La pulpa también se vende congelada. Se puede extraer manualmente o mecánicamente con la ayuda de un despulpador, para homogeneizarla y pasteurizarla después. Estas máquinas pueden tratar 2.500 kg de frutos cada hora.

Las semillas del cupuazú se utilizan en la elaboración del chocolate. Aunque los frutos se cultiven todavía en árboles salvajes, la producción de chocolate en las industrias de Pará (Brasil) va en aumento.

El uso de las semillas de cupuazú para la fabricación de chocolate se circunscribe en los valles Solimões, Madeira, y Tocantins de la Amazonia.